APLICACION EN LA CRIA DE PECES

Verter en una mezcla de proporción 1:10.000, es decir un litro de solución-activo por cada 10 m³ de agua, dependiendo del tamaño del estanque, con alrededor de 3-4 kg de polvo de piedras extrafino en la solución-activo. En el caso de estanques de menos de 40 m², la proporción será de 1:1.000, es decir 1 litro de microorganismos-efectivos-activo por m³ de agua.

 

La mezcla no se verterá de una vez en el agua. Se distribuirá en varias fases (la mezcla mencionada anteriormente deberá diluirse siempre fresca) solución-activo con agua de estanque en una proporción de 1:10 cada vez y se aplicará con pulverizador. Se deberán tratar sobre todo las plantas y la zona de la orilla, hasta que se noten las mejoras. Deberá repetirse el proceso según las necesidades específicas de forma periódica. Con el fin de combatir el crecimiento de las algas así como para la estabilización continua de la calidad del agua se pueden fijar tuberías de cerámica con microorganismos-efectivos antioxidante en el estanque donde haya movimientos con corriente (por ejemplo en lugares donde el agua esté más agitada), con bolsitas de Bokashi (bolsas con Bokashi seco y cargadas con piedras) o se puede hundir en el estanque como remedio casero un saco de yute con paja de avena.

Lugar de aplicación:

0,5 l microorganismos-efectivos-activo/a la semana y contenedor de crianza (1.000 l), debe garantizarse un continuo flujo de agua en el contendedor.

Estanque de crianza:

Alrededor de 14 días antes de la aplicación se deberá verter l microorganismos-efectivos-activo/10 m³ de agua en el estanque.
Cada entre 10 y 14 días 1 l microorganismos-efectivos-activo/10 m³ de agua
Alimentación: distribuir alrededor de 2 % de las cantidades de alimentos
extracdos de plantas fermentados o Bokashi.